22/8/2004

Y ahora ¿qué?


Todo deportista de élite serio saldrá siempre a ganar, eso está claro. Lo que pasa es que te puede pasar lo que a España, que de tan listos que somos nos vamos a tener que enfrentar, muy probablemente, contra USA en los cuartos.

Y claro, USA ha hecho el ridículo hasta ahora, pero si yo fuera Pesquera estaría comiéndome los puños. El nefasto inicio de los norteamericanos nos ha puesto la cabeza en la guillotina.

Salvo que realmente sean tan malos de solemnidad como parecen estos días va a ser lo habitual: jugamos como nunca y perdemos como siemrpre.

Los jugadores USA deben tener, en alguna parte, recóndita, un poquito de orgullo. Simplemente con eso, con sus clembuterizados músculos y con el pelín de calidad que, sin duda, deben atesorar, les debería bastar para mandarnos para casa.

Ojalá me equivoque, pero, al menos por una vez, nos habría venido bien empezar mal el campeonato. A un sólo partido, USA se dejará el pellejo, aún haciendolo con un 20 por ciento de acierto en el tiro. Su poderío físico e, imagino, su tesón e intensidad para no verse en el mayor ridículo de su vida, serán letales contra nosotros.

Me gustaría comprobar que, efectivamente, todas las críticas que les hacemos a los NBA resulten ciertas y seamos capaces ya, en un partido realmente decisivo, de ganarles sin recurrir a la invocación del santoral.

Morir de éxito es como se llama esto.

No hay comentarios.: