27 ago. 2008

Carlos Jiménez, el héroe tapado

Carlos Jiménez ha anunciado que deja la selección nacional. No voy a descubrir nada nuevo alabando sus virtudes a esta altura de la película. Baste decir que casi todo lo positivo que se ha dicho de este jugador no le hace suficiente justicia, y eso que he leído muy pocos comentarios negativos sobre Carlos.

Viéndole jugar superficialmente parece un tipo tosco, lento, limitado técnicamente. Sí, así es, en efecto. Pero las virtudes de Jiménez están sobre todo en su cabeza, en saber hacer todo lo posible por ayudar a su equipo a jugar mejor.

Y para que sus compañeros jueguen mejor Carlos tiene claro que ha de hacer bloqueos, los que vienen en los sistemas y los que se inventa él a veces sobre la marcha, y siempre bien hechos, a tope, nada de marcar el bloqueo y seguir. No, Jiménez se planta con todo, dispuesto a llevarse un buen golpe, sabedor de que esa es la manera de darle una ventaja extra a su compañero.

También es un maestro en defender, no sólo a su jugador, al que es capaz de desesperar, sino además echar un cable a sus compañeros con contínuas ayudas defensivas, siempre usando la inteligencia, como cuando sabe que no va a llegar a la ayuda y hace una finta de ayuda con recuperación inmediata, lo que incluso a veces se traduce en recuperación de balones al engañar al atacante en esas fintas (ver video al final).

Es un artista leyendo el rebote, y pese a su limitado físico (especialmente en cuanto a salto) y altura (2,05 m. 'menguados', es decir, que no creo que realmente mida eso ni mucho menos). Sabe hacia dónde irá el rebote una décima de segundo antes que su rival, y cuando coge la posición la mantiene aguantando todos los golpes y empujones que haga falta. Pero el rebote es también cuestión de actitud, y él siempre actúa, como él mismo afirma, "como si todos los tiros vayan a ir fuera", lo que le da la convicción necesaria para pelear por todos los rechaces.

También es Jiménez un maestro leyendo el juego, sabiendo cuando debe alejarse de la pomada (irse al lado débil, vamos) para dar al compañero una opción de 1x1, o sabiendo cuándo debe ser él, que no es precisamente un tipo con gran facilidad anotadora, quien debe jugarse determinado balón, lo que hace que pese a sus limitaciones sus porcentajes de acierto en el tiro sean muy altos (estas últimas temporadas está rondando el 50% en el tiro de tres) gracias a la buena selección de tiro, incluso jugándose él balones calientes si el resto del equipo está atascado.

Pero sobre todo, Jiménez es capaz de dar el 120% de rendimiento en los momentos decisivos, en partidos y momentos de partidos críticos. Cuando parece que no es posible luchar más, entregarse más o trabajar más, ahí aparece de nuevo Jiménez con ese plus de entrega que le permite conseguir un rebote extra a base de pundonor, atrapándolo con la punta de los dedos entre tres rivales más altos, o forzar una pérdida del rival a base de tesón y de pegarse a él un segundo más, unos centímetros más, o conseguir una canasta imposible entre varios rivales sólo por convicción.

En definitiva, un tipo que por físico parecería llamado a ser un aceptable pívot en EBA pero cuyo conocimiento del juego, generosidad y entrega le han convertido en el tres natural de la mejor selección española de todos los tiempos. El tipo cuyo trabajo duro, invisible para algunos, ha hecho más fácil el lucimiento de Pau Gasol, Rudy o Navarro. Un trabajo sin el cual la última década de exitos puede que no fuera tan exitosa.

No ha sido nunca una estrella, ni es un jugador al que buscar como primera opción ofensiva, pero él es quien le da solidez a una defensa y quien engrasa los ataques de un equipo a base de detalles, pequeños, pero contínuos.

La selección española le va a echar de menos, y mucho, y casi me atrevería a decir que casi casi tanto como a Gasol si es que no va al próximo Europeo, especialmente porque en la actualidad no hay nadie en España capaz de hacer algo parecido a lo que hace Jiménez. Mumbrú es un jugador más centrado en anotación, Claver está muy verde y creo que no es un jugador que pueda aportar tantas cosas. Por lo demás, habrá que irse a categorías cadete o así en busca de un relevo de ese perfil.

Los entrenadores saben perfectamente el valor que tiene Carlos Jiménez. Algunos, como Felipe Coello, ya se me han adelantado haciendo un pequeño homenaje al jugador. Otros, como RJM, un estudioso del basket que gusta de ilustrar sus entradas con videos muy bien editados, prácticamente le dedica una sección de su bitácora con ejemplos de buena praxis en el baloncesto.

Les dejo algunos de esos videos de RJM.

Una de bloqueos ciegos para el segundo pívot:




Una finta de ayuda defensiva que acaba en recuperación de balón:




Cinco situaciones ofensivas:

1 comentario:

Pirrimarzon dijo...

Tío, me encanta tu forma de escribir. He leído muchos blogs de baloncesto que se limitan a cortar y pegar informaciones de otros medios, que aportan poco o nada, o que cuelgan vídeos a más no poder.

Tiene que haber de todo, pero me gusta que haya gente que escriba de baloncesto de su puño y letra. Enhorabuena por ello.

Te invito además a que te pases por mi blog de baloncesto también:

http://pirrimarzon.blogspot.com

Te coloco en mi blogroll, para leerte a menudo. Espero que te guste mi blog y que me pongas también en tus favoritos.

Un saludo