29/11/2006

Ballesta volvió al Pabellón de Deportes

Dijimos a principios de temporada, al hilo de lo poco baloncestera que es la ciudad de Murcia, que hasta el ex Rector Ballesta, gran aficionado e incluso ex jugador de cierto nivel (eso dicen), había dejado de venir al palco del pabellón, que se mostraba (el palco, no Don José, que no estaba) triste y desolado a más no poder.

Pues Ballesta ha vuelto. No, oiga, no ha vuelto al palco, que ahora ya no es rector aunque siga siendo un muy reputado Catedrático de Universidad e investigador (figura en el top 20 de investigadores murcianos), sino que se le puede encontrar en el mismísimo parqué.

Don José Ballesta nos visita de nuevo en el Pabellón de Deportes (bueno, esta semana será en el Príncipe de Asturias) pero en calidad de colaborador periodístico para el grupo Vocento, vamos, para la competencia (La Verdad) y Punto Radio. Y lo cierto es que, aunque se supone que lo suyo es la Biología (celular, más concretamente), no lo hace nada mal como plumilla invitado, imagino que gracias a las tablas de 8 años como rector y al conocimiento del tema, factor éste último sin el que de nada sirven tablas ni carreras de periodismo (véase un ejemplo, y otro más, que hasta sale en el dossier de prensa de la UMU y todo).

Pues nada, bienvenido a la zona de prensa, ya nos veremos antes del partido cogiendo sitio. Bueno no, lo olvidaba, cogiendo sitio no, que allí le guardan el sitio por eso de la radio (los chismes eléctricos tienen preferencia sobre los bolígrafos Bic). Claro, siempre hubo clases. Mecachis...

José Ballesta en la zona de prensa del Pabellón de Deportes

26/11/2006

El Polaris cierra en Girona un duro inicio de liga

Myers y Thompson jugarán contra su anterior equipo


26/11/2006 - 19:00 horas. Pavelló Fontajau.
Árbitros: Maza, Guirao y García León
Akasvayu Girona: Marinovic (41), McDonald (10), Salenga (9), Gabriel (13) y Gasol (33)
Banquillo: Sada (8), San Emeterio (19), Thornton (11), Fucka (7), Middleton (44), Keselj (21).

Polaris World: Gavel (4), Myers (11), Richacher (10), Fizer (53) y Thompson (7).
Banquillo: Dragic (9), Sánchez (8), Robles (6), Brown (22), Triguero (5), Fernández (13) y García (14).
El Polaris se enfrenta esta tarde a partir de las 19.00 h. al Akasvayu Girona en el Pavelló Fontajau en un partido que cierra un duro primer tramo de la temporada para los de Hussein, tras enfrentarse en las primeras 10 jornadas a muchos de los grandes de la ACB (R. Madrid, TAU, F.C. Barcelona, Pamesa Valencia, Estudiantes y Akasvayu esta tarde). La verdadera liga del Polaris empieza mañana, aunque no serán tampoco partidos fáciles los del próximo mes (Fuenlabrada, Etosa Alicante, CB Granada y Grupo Capitol Valladolid), pues no hay rivales débiles en ACB, no obstante, se disputarán con equipos de nivel cercano al de los murcianistas.

El objetivo del desplazamiento a Girona sigue siendo conseguir la primera victoria fuera de casa, aunque no parece el equipo de Pesic predispuesto a dejarse sorprender, pues los de Girona vienen de caer apalizados frente al TAU (95-75), y estarán dolidos y escocidos de cara a su enfrentamiento con Polaris.

Los de Girona, tras su derrota frente al TAU, llegan al encuentro con 6 victorias y 3 derrotas que les sitúan cuartos en la clasificación, el Polaris tiene 3 victorias y 6 derrotas, lo que le ubica en el puesto 13.

El equipo gerundense cuenta en sus filas con dos Campeones del Mundo. Uno es Mark Gasol, hermano del MVP del Mundial de Japón, y el otro Germán Gabriel, aunque éste en categoría junior, en Lisboa 98, cuando Pau Gasol no jugaba de titular y el malagueño era la referencia en la pintura para la selección española.

Los de Pesic cuentan aún con la baja de Bagaric y con Fucka con molestias en la espalda, lo que limita aún más el poderío físico de los interiores de Akasvayu, y marca al ataque murcianista camino para minar a su rival. El corpulento Marc Gasol, aunque todavía se recuerda su exhibición parando al enorme Schortsianitis en el Mundial, aún no es capaz de defender con gran intensidad física durante muchos minutos. Fucka es demasiado espigado para luchar con garantías en el cuerpo a cuerpo, Germán Gabriel destaca por su buena mano y movimiento de pies, pero no por su defensa, y el cuarentón Middleton, pese a su gran profesionalidad, no parece estar ya en su mejor momento físico. Si Fizer, Triguero y Thompson están en plena forma esta tarde podrían hacer mucho daño a su rival y minimizar la aportación ofensiva de los interiores rivales.

Myers y Thompson vuelven a la que fue su casa durante varios años. Allí les espera un cálido recibimiento, pues estos jugadores dejaron en la ciudad catalana algunos de sus mejores momentos baloncestísticos y contribuyeron significativamente a que Girona salvara la categoría en varias ocasiones, pero aquello fue antes de que llegara Akasvayu y las aspiraciones del equipo pasaran de salvar la categoría a ser uno de los grandes.

Pasar hoja y dejar el duro primer tramo liguero con 4 victorias y 6 derrotas y la primera victoria fuera de casa en el bolsillo sería todo un logro. Eso es precisamente lo que intentarán hoy los jugadores de Hussein.

EL RIVAL

La reinvención de Akasvayu pasa por el juego exterior

LAS CLAVES:
No dejar de ser un equipo. Fizer ya hace grandes números (30 puntos frente a Estudiantes), pero su presencia aún resiente el juego colectivo. Cuando Fizer se acople del todo al modelo de Hussein se verá al mejor Polaris.
Menor físico de los interiores de Girona. Las lesiones y características físicas de los interiores de Pesic dan teórica ventaja a los grandes del Polaris. Deberán aprovechar esta pequeña superioridad, uno de los pocos puntos flacos del Akasvayu.
Parar a los exteriores del Akasvayu. McDonald, Marinovic y San Emeterio constituyen un tridente temible y muy rápido. Si no se les frena desde el principio pueden dinamitar el partido. Los bases de Hussein deberán estar atentos a las manos de McDonald, un experto en robar balones.

El Akasvayu Girona ha hecho dos revoluciones en su plantilla en dos años. La temporada pasada fichó a golpe de talonario un equipo en principio inmejorable. Pero resultó ser mucho talonario y poco rendimiento. Este año ha rehecho su plantilla fichando grandes jugadores, pero usando algo más la cabeza que la chequera. Marinovic, San Emeterio o Gasol son tres de las incorporaciones que están brillando a gran nivel. Parte de la plantilla de este año procede de descartes del F.C. Barcelona (Pesic, Sada, Fucka, Thornton y Gasol, este último cedido).

El juego exterior gerundense es lo que más quebraderos de cabeza debería dar a Hussein. San Emeterio defiende, lanza a canasta y penetra con solvencia, lo que le convierte en el segundo jugador español más valorado, McDonald además de un gran director de juego es un temible recuperador de balones, y Marinovic suele echarse el equipo a las espaldas y jugarse con acierto los balones más comprometidos. Salenga, desde el puesto de alero, está jugando esta temporada mejor que en la anterior.

Los interiores del Girona se caracterizan por su buena mano en el lanzamiento. Germán Gabriel tiene un gran tiro exterior que no duda en utilizar, además de unos excepcionales movimientos de pies de espaldas al aro, una cualidad en vías de desaparición en los jugadores interiores. Gasol va a más cada partido, utiliza sus buenos movimientos bajo el aro y su buena mano, intentando demostrar que es bastante más que el hermano de Pau. Fucka aporta veteranía y variedad de recursos en ataque. Sin embargo, el principal problema de este juego interior es su defensa en el cuerpo a cuerpo, especialmente tras la lesión de Bagaric. Por ahí podría intentar dinamitar Hussein a su rival.

Una versión de esta previa se publica en La Opinión de Murcia

21/11/2006

La permanencia en la ACB cuesta 13 victorias

La pasada campaña fue necesario ganar el 38% de los partidos (14 victorias)


Sacar cuentas a estas alturas de temporada sobre cuál será la cifra de partidos que garantizarían la permanencia en la ACB no deja de ser jugar al oráculo. No obstante, los datos de temporadas pasadas permiten ver cuáles son las cifras más altas y las más bajas, así como el número medio de victorias necesario hasta ahora (algo menos de 11 triunfos de media contando los últimos 12 años). Sin embargo, si se tienen en cuenta sólo las últimas tres temporadas la cifra sobrepasaría los 13 partidos. Contabilizando el porcentaje de victorias hablaríamos de un 32% en general y de un 36% si nos fijamos sólo en las últimas temporadas.

Esta campaña el Polaris World ofrece un balance de 3 victorias y 6 derrotas, lo que significa un porcentaje del 33,3% de victorias hasta ahora que, de mantenerlo durante toda la temporada, lo situaría ligeramente por debajo de las 13 victorias que parecen garantizar la permanencia. De momento, espera una dura salida a Girona que podría hacerle bajar dicho porcentaje, pero en realidad, la cifra que cuenta es la obtenida tras el último partido, y que ésta sea superior a al menos dos rivales.

La temporada pasada no fue nada fácil mantenerse en ACB. Llanera Menorca y Ricoh Manresa tuvieron que esperar al último segundo del último partido para saber que, empatados a 13 partidos ganados, eran los de Manresa los que penarían en LEB y los de Menorca los que permanecerían en la mejor liga FIBA un año más. Hizo falta, por tanto, ganar 14 partidos para asegurar la permanencia (41%) sin tener que jugar a las carambolas de la última jornada.
La salvación más complicada fue la campaña 1994/95, que necesitó un 42% de victorias, mientras que la que menos partidos exigió fue la 1996/97 (17%)

La media de los últimos doce años se situra en un 32% de victorias necesarias, lo que viene a significar ganar uno de cada tres partidos (11 ó 12 partidos en total). Sin embargo, si se consideran únicamente los datos de los últimos años las cifras fluctúan menos. El porcentaje necesario está más bien cerca del 40%, lo que llevaría el número de victorias hasta al menos 13 victorias (13,6), lo que no descartaría un empate múltiple a 13 victorias que obligara a irse hasta las 14 victorias para no entrar en la rifa de los empates múltiples.


En la temporada 1996/97 el Xacobeo 99 Ourense salvó la categoría en la ACB con 10 victorias, pero le hubieran bastado 6, pues tanto Baloncesto Fuenlabrada (4 victorias) como el entonces denominado C.B. Murcia Artel (5 victorias) se lo pusieron fácil al resto de equipos. Los D. Whasington, Edu Sánchez, Xavi Sánchez, Quini García, Ramón Moya, Glover y Sheehey, con Ricardo Hevia en el banco, sólo 5 partidos en toda la temporada, lo que les condenó al descenso bastante antes de que terminara la liga. Tampoco se lo pusieron demasiado difícil al resto el Gijón (6 victorias) y el Cantabria Lobos (7 victorias) en la temporada 2001/02, así como en la temporada siguiente el C.B. Granada (5 victorias) y el Cáceres CB (8 victorias), entonces dirigido por Manuel Hussein. Esas tres temporadas son las que más fácil ha estado, en cuanto a número de victorias se refiere, la permanencia en la ACB (tomando datos desde que están disponibles las clasificaciones ACB). Hubiera bastado un promedio de victorias de poco más del 17% en la campaña 1996/97, de un 23% en la 2001/02 y un 26% en la 2002/03.

No estuvo tan fácil mantener la categoría en la temporada 1994/95, en la que la permanencia sólo se garantizaba al ganar 16 partidos de los 38 que disputaban los entonces 20 equipos de la liga, es decir, un 42% de victorias. Valvi Girona, en realidad, se mantuvo aquel año con 15 victorias, pero lo hizo ocupando el puesto 17 y empatado a puntos con el Pamesa, que fue el que sufrió la penitencia del descenso. En la campaña 1998/99 hizo falta ganar 14 partidos (41%) para eludir el grupo de cuatro equipos empatados a 13 victorias del que salió el acompañante en el descenso del Covirán Cervezas Alhambra, que con sólo 8 victorias tuvo el dudoso honor de ser el farolillo rojo aquella temporada. Idéntico número de partidos ganados hizo falta cuando se consumó el último descenso de categoría del CB Murcia. Era la temporada 2003/04, el último clasificado fue el equipo entonces entrenado por Felipe Coello (M. A. Martín en el útimo tramo) y con jugadores como Markovic, Galilea, Xavi Sánchez, Ferrán López, Quique Bárcenas, Matt Nover, Steve Horton, Brent Scott, Antonio Reynolds, Van Lacke, Bracey, a los que se unieron mediada la temporada Moltedo, Damon Johnson y Marty Conlon. Aquella nefasta temporada para los murcianos se necesitaron 14 victorias para garantizar la permanencia, pues Lleida salvó la categoría teniendo que llegar a la lotería de la última jornada, en la que terminnó empatando a 13 victorias con Fuenlabrada).

Pero, en definitiva, lo que cuenta es tener una victoria más que el penúltimo clasificado y, en el peor de los casos, un empate a victorias y mejor balance de puntuación. Esperemos que no haya que echar mano de la calculadora el día 11 de mayo, víspera de la última jornada liguera.




Porcentaje de victorias necesario para permanecer en ACB
Porcentaje de victorias necesario para permanecer en ACB en las últimas 12 temporadas

Porcentaje de victorias necesario para permanecer en ACB (Sólo siglo XXI)
Porcentaje de victorias necesario para permanecer en ACB en las últimas 6 temporadas

tabla de datos

Una versión de este artículo se publica en La Opinión de Murcia

20/11/2006

Video con jugadas del MMT Estudiantes - Polaris

Les dejo algunas de las mejores jugadas del partido MMT Estudiantes - Polaris de la semana pasada. Fizer es el que más protagonismo tiene en el video.



Video cortesía de JGB Basket

18/11/2006

Un Polaris renqueante busca su primera victoria fuera de casa frente al Estudiantes

Hasta tres jugadores murcianistas tienen problemas en sus tobillos de cara al partido en la capital



18/11/2006 - 19:00 horas. Madrid Arena.
Árbitros: Pérez Pizarro, Bultó y Cardús
Polaris World: Gavel(4), Myers(11), Richacher(10), Triguero(5) y Thompson(7).
Banquillo: Dragic(9), Sánchez (8), Robles (6), Brown (22), Fizer (53), Fernández (13) y García (14).
MMT Estudiantes: Martínez (20), Garnet (12), Jasen (14), Nikolic (21), McDonald (45).
Banquillo: Sánchez (23), Mendiburu (22), Súarez (51), Iturbe (15), Beirán (33), Clark (4), Sankidze (9), Torres (31).
Esta tarde inicia el Polaris una nueva salida doble. La primera parada será en el Madrid Arena, para enfrentarase al MMT Estudiantes, y la siguiente la próxima semana en Girona, frente al Akasvayu. Los dos son difíciles rivales y pondrán un alto precio a la primera victoria foránea del Polaris. No estarán sólos los murcianistas, pues una representación de su afición tratará de animarles en el Madrid Arena, aunque la directiva estudiantil se intentará poner difícil, ya que no permitirá que los miembros de la Zona Pimentonera y el resto de los cerca de cien aficionados murcianos desplazados a Madrid accedan al pabellón con sus bombos y pitos, habituales pertrechos de los más fieles seguidores del equipo.

Poco tiempo ha conseguido Hussein entrenar con la plantilla al completo. De nuevo la enfermería está concurrida. Robles, Fizer y Fernández se duelen de uno de sus tobillos, lo que les ha impedido entrenar con regularidad durante la semana. Pese a ello, los tres jugarán esta tarde, aunque Fizer dejará su puesto en el quinteto inicial a Triguero.

Para el MMT Estudiantes Iturbe es duda por sus problemas en el tendón de aquiles y Clark ya podrá jugar. Suárez ya está recuperado de la lesión en la rodilla que le impidió debutar en liga hasta la semana pasada. Sin embargo, la peor noticia para los estudiantiles se ha producido fuera de las pistas, pues el pasado jueves falleció el padre de Pedro Martínez, entrenador estudiantil.

La victoria frente al Lagun Aro Bilbao de la anterior jornada liguera sitúa al Polaris con tres victorias y cinco derrotas y aporta cierta tranquilidad para afrontar las dos difíciles salidas consecutivas frente a MMT Estudiantes y Akasvayu Girona. No obstante, lo que más preocupa a Hussein es reducir el número de balones perdidos y ofrecer un ataque más regular durante todo el partido. El Polaris es el equipo ACB que menos balones recupera (7 por partido) y el que más pierde (19). Mejor balance muestran los del Ramiro, pues recuperan casi 10 balones y sólo pierden unos 13.

El Polaris es, junto con el intratable Real Madrid, el equipo que menos puntos encaja por partido (71). Es el gran esfuerzo defensivo de cada partido lo que le está permitiendo al conjunto murciano compensar el hecho de tener el peor ataque de la ACB (69 puntos por partido), lo que no impide que alguno de sus jugadores, como Thompson o Risacher, estén cosechando cifras por encima de los 13 puntos de valoración en cada partido. También Robles, saliendo desde el banco, está consiguiendo números dignos de ser reseñados, promediando 11 puntos con unos porcentajes altísimos en el lanzamiento. Si este equipo mantiene su nivel defensivo, pierde menos balones, y mejora ligeramente su ataque, labor en la que Fizer debería ser determinante, debería cosechar triunfos a domicilio en breve y mirar sin nervios la tabla clasificatoria.

Hasta ahora todos los viajes de vuelta a casa han significado caras largas en la expedición polarista. Hoy tratarán de volver con la sonrisa en los labios y con la primera victoria a domicilio en las alforjas.


EL RIVAL:
Un clásico del juego veloz

LOS PUNTOS CALIENTES:

La dirección de Gonzalo Martínez. Manolo Hussein se deshace en elogios al hablar de las dotes de director de juego del base estudiantil. El madrileño vuelve esta temporada a su casa tras su paso por Gran Canaria. Los bases del Polaris deberán poner todo su empeño en no dejarle pensar con claridad.

No regalar balones. El Polaris tiene el peor balance de balores perdidos (19) y recuperados (7). No se puede permitir el lujo de regalar tantos balones teniendo un ataque (el peor de la ACB) que aún no fluye con la soltura necesaria.

Olvidarse de la enfermería. Tres jugadores tocados no deberían ser excusa para no poner toda la carne en el asador en el Madrid Arena. Comenzar el partido a medio gas, como contra el Real Madrid, ha demostrado ser una práctica suicida.
Estudiantes ha sido siempre un equipo famoso por su juego alegre, veloz y amante del contraataque. Esta temporada sigue fiel a su estilo pese a haber perdido a tres pilares básicos, como sus dos bases, Azofra (flamante fichaje del Lagun Aro Bilbao) y el campeón del Mundo Sergio Rodríguez (en los Trail Blazers de la NBA) o el también medalla de oro Carlos Jiménez (en el Unicaja de Málaga). Es característico de los del Ramiro perder a grandes jugadores y resurgir cada temporada con nuevos jóvenes talentos gracias a su fantástica e inagotable cantera. Carlos Suárez tratará de cubrir parte del hueco dejado por el impagable Carlos Jiménez y que esta sea la temporada de su consagración. Jasen también ha dado un paso adelante y figura como el sexto jugador más valorado de toda la ACB. Garnett es el cañonero que amenaza desde el exterior a las defensas rivales cuando está en racha de acierto.

McDonald es el cuarto jugador más valorado en ACB y máximo anotador de la liga con casi 18 puntos por partido. Su potencia bajo aros, buena mano y facilidad para correr el contraataque convierten al pívot norteamericano en una pesadilla para sus rivales. Nikolic es el jugador que inicia los partidos el puesto de cuatro alternando con Iturbe, encargado de abrir las defensas rivales con su tiro de tres puntos. Les acompañan en la pintura el recién nacionalizado español Caio Torres, Clark y Sandkidze.

Sin embargo, Hussein teme especialmente a Gonzalo Martínez, un base clásico, especialista en saber leer los partidos y elegir la opción y ritmo más adecuados para su equipo. Le da minutos de descanso el habilidoso Sergio Sánchez, al que los aficionados murcianos conocen de su paso por el C.B. Huelva, equipo con el que frustró las esperanzas de ascenso del Polaris hace un par de temporadas.

Una versión de esta previa se publica también en La Opinión de Murcia

13/11/2006

Dudas y decisiones

Hay quienes no entienden algunas de las decisiones de Hussein en el partido de ayer, aunque la mayoría de estas dudas son sencillas de resolver. Hay otras actitudes o decisiones que cuesta entender, aceptar o valorar positivamente, pero la dirección de banquillo de ayer no me suscita tantas dudas como a otros. Veamos algunas de las cuestiones que he leído u oído recientemente.

¿Por qué Hussein sentó a Gavel cuando estaba jugando bien y, encima, no volvió prácticamente a salir?.

Gavel jugó unos 12 minutos seguidos desde el inicio y, en efecto, lo hizo aceptablemente bien. Anotó y sólo perdió un balón. Después jugó otro rato y ya no volvió a salir. Hay una cosa en el deporte profesional que se llama cansancio, con lo que se explica porqué Hussein lo sentó después de 12 minutos seguidos de juego. Después salió Dragic a pista y, pese a que sus estadísticas no dicen nada bueno de su partido, creo que le dió buena dirección al equipo, con más ritmo que Gavel. También era difícil que su juego brillara, pues le tocó salir cuando el partido ya se había ido a hacer puñetas, y los buenos minutos del primer cuarto eran historia. Como el chico estuvo bien en la dirección y no perdió balones jugó hasta el final.

La estabilidad de nuestros bases está cogida con alfileres, cualquier alteración, como sentarles 5 minutos puede ser sufifciente para que se vayan del partido. Por eso, si Dragic estaba bien debía seguir jugando mientras tuviera fuerzas, pues además estos bases, sobre todo el esloveno, si no cometen errores graves al principio, van a más con los minutos, por eso era bueno que estuvieran durante rotaciones largas, así, exactamente lo mismo que hizo Hussein en la primera parte con Gavel hizo después con Dragic, que llegó hasta el final del partido al timón de la nave.

Aunque también sería bueno reseñar que, en realidad, aunque el equipo jugó todo el partido con bases natos, durante buena parte del choque era Myers el que hacía la función propia del base y el base el que se iba a la esquina de la pista, como castigado, o como buscándole un sitio donde no estorbara.

En todo caso, me parece muy importante que ayer los dos bases estuvieran a un nivel digno. Esa es la primera premisa para el crecimiento y que se conviertan en grandes bases. Con partidos como el que hicieron ante el Real Madrid no avanzan demasiado, y si no juegan minutos, pues tampoco.

¿Por qué se fichó a estos dos bases sabiendo de su inexperiencia y que en España "hay 20 bases mejores que ellos"?

Porque esos 20 bases mejores que ellos pedían mucho más dinero que estos dos zagales, y porque estos dos zagales tienen potencial pero no experiencia y pueden terminar la temporada siendo bastante mejores que la mayoría de esos 20 bases mejores que ellos. Como esto del baloncesto también consiste en gestionar bien los dineros, si se hubiera fichado a uno de esos 20 bases, por ejemplo Ordín (con todos mis respetos), lo mismo no habría quedado dinero para fichar a Fizer.

¿Por qué contra el Bilbao jugó menos Triguero?

Porque, como se comentó en la mayoría de medios de comunicación, casi no había entrenado durante la semana por problemas físicos. Además, Fizer ya está para jugar al menos 30 minutos. Evidentemente, el que lo ya dicho le hiciera estar desafortunado en el juego, acortó aún más los minutos que debió estar en pista.

¿Por qué jugó más Fernández?

Falló y perdió balones de esos que dan ganas de hacerle cortar las manos a los jugadores. También se mató en defensa. Jugó tanto porque había que proteger a Fizer de las faltas, porque Thompson estaba medio muerto de la paliza que se había dado a pelear bajo los aros (eso no suele salir en los números ni es muy vistoso para el aficionado poco observador), porque García está sólo para cubrir un cupo y porque Triguero estaba lesionado y desacertado.

¿Por qué sentó Hussein a Myers un buen rato y luego lo saca para los minutos finales?

Porque Terrell perdió la cabeza y mediado el partido se puso a jugar 'su' partido, olvidándose de que esto es un juego de equipo, y de que se trataba de ganar el encuentro, y no de que él hiciera sus números. Vamos, que había salido el Myers chupón y encima no le entraban, como dijo Hussein "tenía la cabeza en el culo y viceversa". Por eso se fue al banco, a 'reflexionar'. Al final del partido, en cambio, hacía falta un tío con experiencia, manejo de balón, habilidad en el juego y alto porcentaje de tiros libres para tener la bola y recibir las faltas que haría su rival. Y Myers es el tío que responde a ese perfil.

Lo bueno que tiene el baloncesto es que casi nada tiene por qué ser definitivo. El que Myers hubiera perdido los papeles a mitad de encuentro no quiere decir que no fuera el más indicado para tomar la responsabilidad al final, sobre todo si el entrenador se lo explica bien explicadito mientras pasa por el banco.

¿Porqué los periodistas deportivos son tan mala gente y sólo buscan hacer daño?

Pues depende de lo que se considere hacer daño, y de lo que se considere periodista. Alguna gente (dirigentes y empleados del club básicamente) creen que la prensa es un altavoz de lo que ellos quieran contar. Por eso existen los gabinetes de prensa, para intentar que salga en los medios las noticias que ellos quieren de la forma que ellos quieren.

Todos los que estamos vinculados al periodismo, siquiera sea tangencialmente, sabemos eso y lo aceptamos. Pero la palabra clave es la que describe la misión del gabinete de prensa: "intentar". Una cosa es que ellos intenten decidir qué es lo que sale en los medios (les pagan por ello) y otra es que lo hagan realmente, que puedan hacerlo, o que deban hacerlo. En muchos casos consiguen dictar los textos del supuesto periodista, pero en otros casos no. ¿Porqué no? pues porque el periodismo consiste precisamente en contar lo que es noticia (distinto de lo cotidiano, actual, relevante...), no lo que le conviene al club o, lo que es peor aún, lo que le conviene a algún directivo de turno, que no siempre es lo mismo que lo que le convenga al club, que ha de estar por encima de las personas que lo gestionan en un momento dado.

Es decir, es posible que al club le hubiera convenido hacer una cosa determinada que no se llegó a hacer, pero a un directivo concreto podría no convenirle que se supiera que decidió expresamente no hacer tal cosa que sí debía haber hecho.

Si el club organiza actividades para la cantera, amplía el número de equipos de base o se lleva a los chiquillos a ver a la selección a Alicante, pues es una cosa fantástica, y se cuenta.

Si el club contrata a una figura mundial del baloncesto, con una calidad enorme, pero que también genera algún tipo de duda sobre su adaptacion, pues se cuenta.

Si el club mete la pata, por error, mala fe, o prepotencia, y mientras que todos los equipos de la región regalan unas pocas entradas para una fiesta universitaria el Polaris no lo hace, precisamente cuando tiene problemas para atraer gente a la grada, pues se cuenta también, igual que si, como hace la mayoría de clubes, los entrenamientos pasan a ser a puerta cerrada, pero se emplean malas formas en ello y se levanta de la grada a gente que merece cierto respeto, pues eso también se puede contar, sea en esta bitácora o en la prensa de verdad según el caso, y aunque no tenga la misma importancia que otros hechos, que sí que deberán tener un tratamiento más detallado.

Luego está el periodista que abusa de su tribuna mediática para saldar rencillas personales, o el que simplemente no tiene demasiada idea de baloncesto pero le toca cubrir este deporte para cobrar su sueldo, o el que, ya sea por pereza o por falta de tiempo, hace artículos de poca monta, con inexactitudes o directamente inventándose cosas porque no da para más. De todo hay en este mundillo. No obstante, aunque no sirva de excusa, algunos tendrían que ver cómo hay que ingeniárselas en las redacciones para entre unos pocos (cada vez se reducen más las plantillas) sacar adelante un periódico todos los días del año.

Pero sería bueno que no confundiera el lector al mal periodista (sea por actitud o aptitud) con el que simplemente intenta hacer periodismo de verdad, contando lo que pasa, sea bueno o sea malo, mostrando lo bien hecho y denunciando lo mal hecho. No está bien meterlos a todos en el mismo saco si realmente quieren que el periodismo deportivo (y el general, demonio) tenga un mínimo de calidad.

12/11/2006

Al Polaris le salvó su buen primer cuarto

60-51. Debutó Fizer con un buen partido



60 - Polaris World CB Murcia (23+11+13+13): Gavel (7), Myers (10), Risacher (4), Fizer (15) y Thompson (8) -cinco inicial-, Triguero (1), Robles (9), Xavi Sánchez (0), Dragic (0), Pedro Fernández (6) y Brown (0).

51 - Lagun Aro Bilbao Basket (12+6+17+16): Salgado (9), Montáñez (0), Recker (14), Banic (4) y Weis (7) -cinco inicial-, Koljevic (0), Savovic (2), Majstorovic (5), Espil (2) y Antelo (8).
Arbitros: Arteaga, Pérez Niz y Alzuria. Eliminaron por cinco faltas personales al visitante Montáñez en el minuto 40.
El Polaris World inició el partido muy centrado, acertado en el tiro (82% de acierto en el primer cuarto) y muy fino en defensa. La ventaja inicial marcó la dinámica del partido, que fue perdiendo calidad con el paso de los minutos. Los de Hussein no remataron a su rival cuando tuvo ocasión, lo que permitió a Bilbao Basket tener ciertas opciones en los minutos finales. La ausencia de Rancik y el desacierto de sus jóvenes jugadores fue demasiado peso para conseguir una remontada final.

Empezó el partido con una canasta de Fizer, en la media distancia y desde el lateral. Ahí puso su marca, pues encestó hasta cinco canastas desde esa misma posición.

El buen primer cuarto se tornó en un juego espeso por ambos equipos, tanto que durante siete minutos del segundo cuarto el tanteador del cuarto era de un empate a tres. Pedro Fernández falló varios balones bajo el aro, lo que hizo que la defensa de Vidorreta se olvidara de él y terminaran por llegarle bajo el aro varios balones que, absolutamente sólo, no pudo dejar de anotar.

En el tercer cuarto Myers perdió la concentración y se olvidó del juego de equipo, lo que le llevó al banquillo, y tuvo que ser Robles quien tomara las riendas anotadoras (2 triples consecutivos).

En los últimos minutos ambos equipos estuvieron desacertados. El Polaris hizo valer la pequeña renta acumulada y mantuvo su canasta a buen recaudo merced a los tapones de Fizer (2 consecutivos) y su intimidación.

Supo a poco el partido por ambos equipos. El buen inicio del encuentro hacía presagiar más de ambos conjuntos. El Polaris salvó el partido gracias a su buen primer cuarto.

Hussein: “Perdemos balones pero ganamos, luego algo bueno hacemos”

En la rueda de prensa Hussein se mostró “en la delgada línea entre cabreado y molesto” ya que el juego de su equipo empezó muy bien pero fue de más a menos. “Hemos tenido un primer cuarto bueno, unos minutos plenos de intensidad defensiva, hemos tapado sus zonas de creación ofensiva, que es sobre todo el juego exterior lo que nos permitió rebotear y anotar con ventaja. Luego, en la segunda parte, cambió todo, perdimos intensidad, encajamos bandejas y perdimos el equilibrio y el tempo en ataque. El final del partido lo hicimos mal, se pusieron a siete puntos por nuestros errores y pérdidas de balón, que incluso nos impedía tirar a canasta”. Afortunadamente para los intereses del Polaris “al final ellos tampoco estuvieron acertados”, añadió el entrenador canario.

Lo que más molestó a Hussein fue haber despericiado una buena oportunidad de matar antes el partido y, de paso, cosechar una ventaja que se podría echar de menos al final de liga. “Si hubiéramos seguido concentrados e intensos en defensa podríamos haber abierto una ventaja mayor. Es como faltarnos al respeto a nosotros mismos, el Bilbao estaba herido y había que matarlo, y podíamos hacerlo, pues lo demostramos en el primer cuarto”.
Una de las lacras de este equipo están siendo “los balones perdidos, incluso en balones fáciles, como los doblados, pues se perdían por culpa del receptor. Pese a ello [22 balones perdidos] ganamos, luego algo bueno hacemos”.

La ausencia de Rancik situaba el partido en una tesitura en la que el Polaris podría haber hecho mucho daño bajo tableros cuando Weis, su único pívot alto, tuviera que pasar por el banquillo a descansar o por personales. Hussein se quejó de que sus jugadores no aprovecharan esas jugadas con ventaja. “No aprovechamos la ausencia de Weis y sus faltas, pero, no obstante, la clave ha sido la defensa exterior, el defender sus triples, pues lo que nos preocupaba no era la defensa por dentro, sino por fuera”.

Como ya le ha ocurrido a este equipo, la gestión de los instantes finales no estuvo bien resuelta, aunque en este caso la renta y el desacierto del rival permitió que la victoria se quedara en casa, aunque algún jugador terminara el partido ansioso de más, lo que llevó a Hussein a sentar unos minutos a Myers. “He visto al final a algunos jugadores ansiosos. Se trataba de jugar el partido del equipo, no ‘mi’ partido, y por ello nos ha ido mal. Por ello he tenido que sentar a Myers, pero nos hizo falta al final para jugarse balones importantes”. También hizo el entrenador canario una apología del juego de equipo, resaltando la importancia de tener diversas opciones en la plantilla que permitan suplir los días malos de los compañeros. “Se trata de que cada uno haga su trabajo. Fizer ha estado bien, aunque Risacher no tanto, no le ha venido bien el tipo de juego de hoy, Brown jugó bien en defensa y rebote, Triguero no ha entrenado apenas esta semana y no ha podido jugar bien”.


Vidorreta: “Me sorprende la frialdad de mi equipo”

Vidorreta, entrenador del Lagún Aro Bilbao situó la clave de la derrota de su equipo en la frialdad de sus jugadores en el inicio de partido y el acierto de los locales. “El partido ha estado marcado por nuestro nefasto inicio. Hemos jugado precipitados, sin equilibrio y blandos, hemos perdido muchos balones, nos faltó dureza. Así, pese al esfuerzo defensivo posterior, no hemos podido remontar. Murcia ha salido al 100%, han sido más duros mentalmente, y ello les ha dado un rédito que les ha permitido ganar el partido. Me sorprende la frialdad de mi equipo, sobre todo porque es un equipo muy joven”.

Pese al potencial que su equipo exhibe en ataque merced a su juego exterior, que suele conseguir muchos triples en cada partido (casi nueve triples por partido venían anotando hasta ayer, que sólo consiguieron tres aciertos desde esa distancia). “Hay que ser más duro en ataque y buscar más equilibrio. En la pintura es donde se ganan los partidos, pero no en la línea de tres. Nosotros tenemos un hándicap [con la ausencia de Rancik]”.

En la valoración individual que Vidorreta hizo de los jugadores del Bilbao Basket pocos salieron bien parados. “Milan [Majstorovic] no nos da equilibrio, se las ha jugado todas nada más salir. José [Antelo] ha tenido poco acierto pero ha aportado en todas las facetas del juego y ha demostrado que tiene carácter y que se puede contar con él, pero pese a los problemas el resto no está tirando del equipo”. No obstante para lograr la permanencia su equipo aún tiene “que dar una vuelta de tuerca más, hasta que no nos metamos en 12 ó 13 victorias nadie está salvado”. Además, añadió, “está claro que nos hace falta un cinco” mientras se recupera Rancik.

El Polaris busca eludir la zona de descenso frente al Bilbao Basket

El de hoy es el último de los rivales asequibles del duro inicio de temporada



12/11/2006 - 12:30 horas. Palacio de Deportes Murcia.
Árbitros: Arteaga, Alzuria y Pérez Niz
El partido será retransmitido por la 7, Televisión Autonómica de Murcia.
Polaris World: (4)Gavel, (11)Myers, (10)Richacher, (5)Triguero y (7)Thompson.
Banquillo: (9) Dragic, (8)Sánchez, (6)Robles, (22)Brown, (53)Fizer, (13)Fernández y (14)García.
Lagun Aro Bilbao: (14)Salgado, (8)Montáñez, (9)Recker, (13)Banic, (15)Weis.
Banquillo: (10)Koljevic, (20)Espil, (33)Antelo, (17)Majstorovic, (55)Zengotitabengoa.
Esta mañana, en partido retransmitido por la 7, se enfrentan a las 12.30 h. en el Pabellón de Deportes de Murcia el Polaris World y el Lagún Aro Bilbao. Los dos equipos llegan con dos victorias y cinco derrotas, y parece que ambos habrán de preocuparse más por no descender que por meterse entre los ocho primeros. El duro calentario inicial que le ha tocado en suerte a los de Hussein confiere a este encuentro especial importancia, no sólo por contar con apenas dos victorias, sino porque el Lagún Aro Bilbao es de los pocos rivales de nivel similar que el caprichoso calendario ha puesto en el camino en este inicio de campaña. Nadie quiere ponerse nervioso en las filas del Polaris de cara a este encuentro, pero los dos próximos partidos (Akasvayu Girona y del MMT Estudiantes) son complicadas visitas a domicilio, pues ambos figuran en los puestos altos de la clasificación con sólo dos derrotas.

Los visitantes no contarán con White, ya de vuelta en EEUU. El norteamericano llegó para suplir la baja por lesión de Martin Rancik, la referencia ofensiva de los de Vidorreta, pero el ex jugador del desdendido Manresa, que también jugó más de 100 partidos en la NBA, no mostró buena actitud y ha sido despedido. Curiosamente, la ausencia de White ha sido valorada por Vidorreta y Hussein como beneficiosa para el Bilbao, lo que hace pensar si, en realidad, habría sido mejor para el Lagún Aro no cubrir la baja de Rancik. Tampoco llega en plenitudes físicas Weis, pues el pívot francés jugará con una protección en un dedo que se lesionó hace unas semanas.

Por parte de los locales, sólo Triguero jugará tocado, aunque su participación no peligra. La principal novedad en las filas murcianistas es el debut en casa de Marcus Fizer, el jugador llamado a ser la referencia del cuadro de Hussein. Sin embargo, el norteamericano aún no ha dado su verdadero nivel en partido oficial, primero por la lesión que le impidió iniciar la liga, y más tarde por sus dos malos partidos fuera de casa, en los que la ansiedad por jugar le hizo no estar fino en el juego, llegando incluso a protagonizar un conato de tangana en la pista del Real Madrid que finalizó con unos gestos a la grada poco acertados y la señalización de una técnica.

En las filas rivales nos visita hoy un viejo conocido de la afición murciana, J.J. Davalillo, el gran escolta del que pudo disfrutar el CB Murcia un par de años (1989/90 y 1990/91), quien hoy estará sentado en el palco en calidad de presidente del Bilbao Basket.

Aunque nadie quiere oir hablar de presión o nervios a estas alturas de campaña, tras el partido de hoy uno de estos dos equipos quedará en una situación como mínimo algo más comprometida.

EL RIVAL
Bilbao Basket: Dañino por fuera, mermado por dentro

LAS CLAVES:
El mermado juego interior del Bilbao. Rancik, referencia interior del visitante, es baja, White, su sustituto, ha sido despedido por su mala actitud y Weis tiene un dedo fracturado. El Polaris tratará de compensar en la pintura el daño que harán los tiradores exteriores de Vidorreta.
La ansiedad de Fizer. No gustó su gesto en Madrid, mostrando la camiseta al público en actitud provadora. La ansiedad le ha impedido centrarse y rendir en sus dos únicos partidos ligueros. Hoy debería ser su día. Ya le toca.
La dirección de juego. Como cada semana, la dirección de juego en pista del Polaris es el punto flaco. Está cogida con alfileres, funciona a rachas, siembra incertidumbre. Si Myers vuelve a dirigir al equipo será una mala señal.
Martin Rancik es el referente interior del Lagún Aro Bilbao, pero su baja por lesión ha dejado a su equipo huérfano, máxime tras la decepcionante actitud de White, su sustituto ya despedido. Además, el que su torre, Fréderic Weis (2,18 m.) juegue mermado, provoca que jugadores como Antelo o Majstorovic, llamados a desempeñar un rol secundario, hayan de tomar más responsabilidades de las previstas. Si Fizer es al fin el jugador con el potencial que demostró en la pretemporada, y Triguero y Thompson no bajan su rendimiento será en el poste bajo donde los de Hussein deban decantar este partido.

Los jugadores exteriores del Polaris tendrán hoy el reto de intentar bajar el acierto de sus rivales desde los 6,25. Cerca de 30 puntos anotan en cada partido desde esa distancia los jugadores de Vidorreta, con un nada despreciable 37% de acierto en el tiro. Montáñez está siendo el más dañino en los lanzamientos triples, pues acierta en más de la mitad de sus lanzamientos. Tampoco se quedan atrás Recker o el veterano Espil, que empezó con un contrato temporal pero seguramente terminará otra campaña más en ACB. Los bases también son muy peligrosos en el tiro de distancia. Javier Salgado está promediando cerca de 10 puntos y dirigiendo bien a su equipo. Su relevo, Koljevic, jugó cedido el año pasado en el Olympiakos y está demostrando lo acertado de la espera y de su incorporación. La plantilla del Bilbao Basket apenas ha cambiado respecto a la de la temporada pasada. Su mejor fichaje fue, en realidad, conseguir la renovación del hoy ausente Rancik. Lucas Recker (Livorno), junto a Koljevic y el incombustible Espil (Tenerife Rural), son las incorporaciones al juego exterior, mientras que el juego interior de este año se ha apuntalado con Zengotitabengoa y el joven Antelo, ex jugador del CAI, que hoy amenazará con su movilidad y tiro exterior a los interiores del Polaris, menos rápidos que él.

Una versión de este artículo se publica en La Opinión de Murcia

5/11/2006

Un Polaris sin bajas intentará sorprender al Real Madrid, lider invicto de la ACB

7ª jornada. Liga ACB.
Palacio Vistalegre. Madrid. 12:30 h.
Partido retransmitido por la televisión regional murciana (Canal 7), Onda Regional y Punto Radio.
Árbitros: García O., Llamazares y Munar
Equipos:
Real Madrid : López, Bullock, Smith, Hervelle, Hamilton
Banquillo: Tunçeri, Marco, Mumbrú, Reyes, Varda, Sinanovic
Entrenador : Joan Plaza.
Polaris: Gavel, Robles, Risacher, Triguero, Thompson
Banquillo: Dragic, Sánchez, Brown, Myers, Fernández, Fizer, García
Entrenador : Manuel Hussein
Esta mañana, a las 12:30 horas (Canal 7) en el Palacio Vistalegre de Madrid el Polaris World tratará de derrotar al Real Madrid, hasta ahora líder invicto de la ACB. Hussein podrá contar con todos sus jugadores por primera vez en toda la liga, aunque no parece tarea fácil ganarle al equipo que abre la tabla clasificatoria y que cuenta con un 0 en el apartado de derrotas. Los polaristas tratarán de ser los primeros que lo hagan en liga ACB, una vez que el Real Madrid perdió esta semana su primer partido oficial de la temporada en la competición europea ULEB.

Resulta engañosa la clasificación del Polaris World, con dos victorias y cuatro derrotas. El partido contra el Gran Canaria lo perdió en el último minuto, y los dos últimos, frente a F. C. Barcelona y Caja San Fernando, se decidieron a favor del rival en el último segundo. En principio, esos tres resultados podrían haberse decantado perfectamente del lado de los de Hussein, y el balance podría ser un 4-2 o incluso un 5-1. Hasta ahora, el equipo que más claramente ha derrotado al Polaris World ha sido el otro invicto de la ACB, el TAU, y hasta unos pocos minutos del final aquel partido estuvo en un puño. La lectura de esos datos es que si el Polaris no baja los brazos en todo el partido el rival tendrá que poner todo de su parte y dejar algo del lado de la fortuna para ganar a los murcianistas.

La principal baza del Polaris World hasta ahora ha sido la entrega y el juego de equipo. Ahora, además, ya están todos los jugadores a disposición de Hussein. La nota preocupante del partido frente al Caja San Fernando es que la incorporación de Fizer, pese a no realizar malos números, podría haber hecho resentirse algo el juego de conjunto. Así se lo advirtió Hussein a Fizer, al que le comunicó que además de tener que ganarse los minutos frente a Triguero deberá cuidar más su juego colectivo.

El factor sorpresa tampoco parece fácil que se de en el Palacio Vistalegre. Ni se prevé relajación de los locales, escocidos por su derrota en ULEB, ni menosprecio al rival. Raúl López fue compañero la temporada pasada de Thompson y Myers y conoce perfectamente el potencial de ambos, tal como afirmaba durante esta semana.

Un autobús de aficionados murcianos tratará de hacerse oir en el Palacio Vistalegre y procurará que su ánimo, caso de llegarse a un final apretado, suponga esa pizca extra que le ha faltado al Polaris en sus últimos enfrentamientos para hacerse con la victoria.


EL RIVAL

El éxito de la sencillez
LAS CLAVES:

Al fin el equipo al completo. Tanto Fizer como Myers estarán en plenas condiciones, con lo que Hussein contará por primera vez con el equipo al completo, que deberá conjurarse para romper la racha de imbatibilidad del Real Madrid.

Atención a Raúl López y Bullock. El escolta está en un momento dulce, promedia más de 15 puntos por partido y viene de hacerle 27 al Lagún Aro Bilbao. Los bases rivales encuentran más facilidades que de costumbre contra los bisoños Gavel y Dragic. Raúl López tratará de aprovechar sus cualidades y experiencia.

De nuevo, los bases del Polaris. Aunque Hussein afirma que confía en ellos y tanto Dragic como Gavel han dado muestras puntuales de su calidad, ya nadie duda que hoy por hoy son los bases el punto flaco del Polaris. Además de los problemas en la dirección, el base rival suele sacar tajada en el enfrentamiento directo. En los últimos encuentros: Ordín 27 puntos, Lakovic 21, Price 18.

El entrenador del Real Madrid, Joan Plaza, es un técnico experimentado en todas las categorías del baloncesto español pero este año debuta en ACB. Plaza no ha repetido hasta ahora un quinteto inicial, quizá para dejar claro que nadie es mucho más importante que otro en este revitalizado Real Madrid, que juega en equipo e intenta aprovechar siempre las ventajas coyunturales y los momentos de inspiración de sus jugadores. La buena sintonía que hay este año entre los jugadores en el vestuario es otra de las claves del éxito madridista.

Además de la frescura y sencillez del juego aportado por Joan Plaza, el principal cambio respecto a la temporada pasada es que ahora el Madrid juega con bases natos. Tanto Rakocevic como Bullock pueden subir el balón sin dificultad y jugar de base en momentos puntuales, pero ello hace que se resienta su anotación y la fluidez del ataque de su equipo. Con el fichaje de Tunçeri y el retorno de Raúl López el equipo de Plaza juega con bases natos, con lo que ha mejorado la aportación de Bullock, liberado de obligaciones de director de equipo. El perímetro madridista se completa con el retorno del Campeón del Mundo, Alex Mumbrú, el norteamericano Smith, que puede tanto anotar desde fuera como defender con intensidad, y Tomas Marko, que a sus 21 años podría explotar como gran jugador de baloncesto.

En el juego interior la principal baza de los merengues es el otro Campeón del Mundo, Felipe Reyes, excepcional reboteador en ataque que tratará de hacer daño tanto bajo los aros como aprovechando su mejorado tiro de media distancia. Hamilton aporta fortaleza e intensidad en el poste bajo, mientras que Hervelle se caracteriza por su rapidez y su cada vez más letal tiro de tres puntos. Sinanovic está jugando cada vez más minutos, aunque el joven gigante Bosnio es aún una apuesta a largo plazo. Varda aporta defensa y rebote mientras se recupa Hernández Sonseca.

El sistema de Plaza es tratar de jugar sin sistema. Las jugadas ensayadas son un recurso, no una meta. Lo primero es tratar de correr el contraataque, o bien un rápido dos contra dos antes de que se asiente la defensa rival. Si Bullock está en racha la primera opción es un aclarado para que el norteamericano se invente un uno contra uno. Si cualquier jugador tiene una opción de canasta fácil nada más empezar el ataque, a buen seguro que la intentará. Sólo cuando todo ello no es posible el Real Madrid saca el manual de sistemas. Es una opción de baloncesto sencillo, y hasta ahora le ha funcionado, sólo hay que mirar la tabla de clasificación.

Una versión de esta previa se publica en La Opinión de Murcia