24 ago. 2010

CB Murcia 2010/11. Primer vistazo a la plantilla: Muy potente pero con dudas en el 3 y el 5

Hace bastante que el CB Murcia cerró su plantila, de los primeros de la liga, así que ya toca empezar con una primera aproximación provisional a la plantilla de este año antes de verlos evolucionar juntos en la pista, momento en el que podremos hablar con algo más de conocimiento.

En principio me parece un bloque muy potente aunque tengo dudas en dos puestos: el de 3 y el de 5. Vayamos por partes:

En una lucha por el ascenso hay que ganar muchos partidos y, si además no eres el primer clasificado, jugártelo todo a una carta al final. El puesto más sensible a una posible lesión es el de base, un puesto difícil de suplir por un jugador de otro puesto, de forma que jugar con sólo un base un partido importante es tener muchas papeletas para perderlo. Así, Guill no ha querido que le pase lo que a Scariolo con la Selección y ha decido contar con tres bases desde el principio.

Queda meridianamente claro (a priori al menos) el rol de cada uno, de forma que Rivero sería el base titular, Puyada el segundo y González lucharía por robarle minutos a ambos o esperar su momento en caso de lesión de alguno de ellos. Rivero es un base que dirige bien y tiene un buen tiro de tres. Sin ser buen defensor cumple dignamente en la faceta defensiva. Puyada no es un gran especialista en nada pero puede ayudar en muchas facetas, aunque parece que cuando haya que elevar el nivel defensivo del equipo será su turno saliendo desde el banquillo. En principio parece que González disputará pocos minutos en este equipo si no hay problemas de lesiones aunque es un jugador que puede ayudar en defensa y en dirección de equipo.


Seguramente el puesto más potente de este equipo sea el de escoltas. Tanto es así que en principio parece que un cañonero contrastado como Pedro Robles saldrá desde el banquillo para dejar paso al pequeño escolta Umeh, un estadounidense con pasaporte nigeriano (no ocupa ficha de extracomunitario por pertenecer a un país de los acuerdos Cotonú) con una gran facilidad para anotar, especialmente desde los 6,75 m., aunque también se desenvuelve bien jugando situaciones de 1c1. Pese a medir sólo 1,88 m. Umeh es un gran talento atlético, aunque en defensa suele tener problemas para defender las situaciones de bloqueo indirecto (cuando jugaba en Menorca casi siempre cambiaba en los bloqueos indirectos). A las órdenes de Paco Olmos el escolta solía defender al base rival para desgastarse menos y tener menos problemas con escoltas rivales muy anotadores.

De Robles creo que a los habituales del CB Murcia hay poco que contarles ya, salvo que este año tendrá que lanzar los triples medio metro más atrás, aunque siendo un tirador puro no creo que tenga demasiados problemas para adaptarse.

Un puesto en el que tengo ciertas dudas es en el de 3. Juan Ignacio Jasen viene del CB Granada en busca de ganarse un puesto de titular sin que le avale una buena trayectoria detrás. En ninguno de los equipos profesionales en los que ha jugado en España ha disputado nunca muchos minutos, con lo cual es un poco una incógnita. Lo poco que se le ha visto jugar ha demostrado ser un jugador peleón y buen penetrador, pero tenemos dudas de si su nivel está a la altura de un proyecto para ascender como el CB Murcia. Es uno de los jugadores que más ganas tengo de ver en acción para poder calibrar mejor mi opinión viéndole jugar con cierta continuidad.

El otro jugador para el puesto de 3 es Sergio Pérez, el retornado. Menos dudas tengo en el alero pues a este ya le conocemos mejor en Murcia. La parte mala es que los mejores momentos de juego de Sergio los vino a jugar en Fuenlabrada y al año siguiente en Murcia, logrando sendos ascensos. En Murcia Sergio no hizo mala campaña, pero tampoco fue nada espectacular, y desde entonces no ha tenido una trayectoria ascendente. De él, por tanto hemos de esperar un gran triplista algo blando en defensa.

Sumado el caso de Sergio al de Jasen creo que se justifican ciertas dudas respecto a ese puesto, dudas que espero que ambos nos disipen a todos. No descarto que durante muchos minutos Umeh y Robles jueguen juntos como la mejor de las combinaciones posibles en el exterior, especialmente cuando el rival de turno no cuente con un tres poderoso.

De los jugadores interiores los que mejores vibraciones me provocan a priori son los ex jugadores interiores del Melilla: Morentín y Coppenrath, aunque se supone que ambos juegan de 4, Coppenrath también puede hacerlo de 5. Son los dos jugadores con más recursos técnicos de los interiores. El norteamericano juega muy bien de espaldas y tiene buena mano a media distancia. Morentín, sin llegar a ser un portento de jugador, tiene muy buena mano desde el triple (el de 6,75 ya lo domina perfectamente, y este año ha tirado con un 40% de acierto), es muy luchador, defiende y puede jugar también de espaldas al aro. Podría jugar perfectamente desde inicio de partido sin ningún problema.

El otro norteamericano, Taj Gray, vendría a ser otro 4-5. Es un jugador muy fuerte que aportará sobre todo músculo. En la liga francesa jugaba muy abierto y de vez en cuando metía de tres, aunque no está claro que pueda seguir tirando triples con el aumento de la distancia del triple. No tiene grandes movimientos de espaldas al aro aunque tiene bastante movilidad, parece que en ataque se buscará la anotación a base de balones doblados, rebotes ofensivos y llegadas en transición. En defensa le gusta ofrecerse para hacer flash en la defensa del pick&roll, aunque me da la sensación de que recupera algo lento a su par en la continuación hacia el aro. En lo que le he visto me ha dado la sensación de ir algo justo de talento aunque está claro que es fuerte y trabajador.

Me falta Faverani, un caso realmente curioso el de su renovación. De momento prefiero no hablar de él.

Si ninguno de los jugadores citados es un 5, entonces, ¿quién jugará de 5?. Imagino que será a ratos Coppenrath, aunque se le supone que es más un 4. Esa es otra de las dudas que necesito despejar, la de quién jugará exactamente en qué puesto de entre los interiores, pues creo que sólo está claro que Morentín lo hará de 4.

En definitiva, y a falta de despejar las dudas que me suscitan los puestos de 3 y 5, creo que se trata de un equipo muy potente con el que poder trabajar en busca del ascenso. Lo malo, claro, es que ni esta plantilla ni ninguna otra garantiza el ascenso, ni tan siquiera a priori el que se pueda formar con ella un buen equipo, con todo lo que ello implica.

6 ago. 2010

Lucio Angulo, el fill de puta

Lucio Angulo es un fill de puta. Bueno, en realidad es un gran tipo, pero fill de puta al fin. Me explico, antes de meterme en un jardín. En una de las primeras sesiones del CES 2010 Alfred Julbe habló del perfil del jugador de élite. Para él un rasgo diferenciador de los grandes jugadores estriba en que, aunque fuera de la pista sean unas excelentes personas y compañeros, dentro de la pista no conocen ni a su padre. Al menos ése es el carácter que Julbe intenta inculcar a sus jugadores, uno de los cuales, Lucio Angulo, era uno de los compañeros que este año cursaba el CES.

Hablaba Julbe en contra del "buenismo" que, según él, impera demasiado en ciertos ámbitos baloncestísticos. En la élite, afirma, hay que acostumbrarse a "ganar de poco". Jugadores que en categorías inferiores estaban acostumbrados a "ganar de mucho", a rebasar al rival y enseñarle la mátricula (vamos, dejarlo poco menos que sentado), tienen que adaptarse a vivir a base de ventajas mínimas. En la élite con un par de centímetros de margen tienes la diferencia entre meterla o no meterla. Así, dos "centímetros" extra de mala leche pueden ser también la diferencia entre que un jugador la meta o la recupere en defensa y su par no, o que saque ventaja de una pequeña putada que le hace a su par ("trash talk", te meto un pellizco en el michelín o saco el codo un par de centímetros más de lo ortodoxo). "Más madera, es la guerra", que diría Groucho Marx.

Como siempre que visitaba el CES uno de los entrenadores que ha entrenado a alguno de los jugadores que teníamos de compañeros, el nombre de éstos terminaba saliendo a la palestra, siendo Germán Gabriel y Lucio Angulo de los que más en boca de los ponentes solían estar. Vamos, como para escaquearse de alguna clase y pasar desapercibidos (por no hablar de lo desapercibidos que pasan sus cuerpos).

El caso es que Julbe puso como ejemplo a Lucio Angulo como lo que él calificaba como jugador fill de puta en la pista. Fíjense que utilizo el catalán, igual que hizo Julbe, pues decía el técnico que en español "hijo de puta" quizá suena más fuerte que el "fill de puta" catalán y era en catalán como mejor se plasmaba la idea y el grado de lo que quería decir.

Doy fe de que, hasta donde he podido conocerlo estos días, fuera de la pista Lucio es un tipo muy agradable y cordial, siempre interesante su opinión en los café-tertulia que improvisábamos en los mini descansos que nos daban.

Le prometí a Lucio esta entrada y se le pusieron los pelos de punta (los del cuerpo quiero decir, ejem) sólo de pensarlo y ver su nombre junto a la expresión "fill de puta". Bueno, creo que no ha sido para tanto ¿no?.

Por cierto, muy recomendable el blog de Lucio Angulo. No escribe nada mal el muy fill de...

5 ago. 2010

Con Moncho Monsalve en el Campus Katec

Ayer tuve el privilegio de poder disfrutar de una tarde de baloncesto en el Campus Katec. El de ayer fue un día algo atípico dentro del planning del campus, pues durante casi toda la jornada la presencia del maestro Moncho Monsalve cambió algunas rutinas y, sobre todo, enriqueció el campus.

Katec es un campus con ciertas características peculiares respecto a la mayoría de campus. Por un lado, se centra en chicos más mayores que la mayoría (unos cuantos de ellos ya pasan a senior este año) y, por otro, y aunque se realiza trabajo de tecnificación en general, hay un hilo discursivo alrededor de cada edición del campus, que en esta ocasión era el trabajo específico de pick&roll.


Durante la hora del café pudimos disfrutar de un coloquio con Moncho Monsalve, quien nos habló un poco de su baloncesto y su longeva carrera como entrenador. Entre otras muchas cosas que contó, lo que nos vino a decir es que el baloncesto es más simple de lo que parece, es sólo baloncesto, son cuatro cosas y al final todo vuelve al mismo sitio por mucho que las modas metan detalles que, a la postre, ya estaban inventados cuando él hacía sus primeros pinitos.


Por la mañana Monsalve había trabajado determinados ejercicios con los chavales, que fueron objeto de comentario por la parte. Varios de los ejercicios propuestos por Monsalve nos los recomendó como útiles herramientas para trabajar con grupos en concentraciones cortas, léase campeonatos de selecciones, o incluso para trabajar con jóvenes o equipos que tengan apenas tres sesiones de entrenamiento semanales: ejercicios como el que denomina "Africa 4", pensado para que 4 jugadores corran a toda pista ocupando los carriles correspondientes, uno deba botar y pasar y a la vuelta vayan permutando posiciones. Es decir, un ejercicio genérico, que permite trabajar a la vez la condición física, bote, pase...


La última parte del coloquio, ya con una pizarra en las manos, derivó hacia aspectos más tácticos, recordando detalles tácticos que algunos hoy consideran modernos pero que ya había trabajado el difunto Díaz Miguel hace muchísimos años.


Más tarde, durante la sesión en pista, ya en la grada, Francis Carrasco y yo pudimos disfrutar de la presencia de Monsalve casi en exclusiva. Nos contó anéctodas varias, apuntes de táctica, de filosofía del juego, cuestiones sobre la formación de entrenadores y nuestra reciente experiencia en el CES de San Sebastián. Vamos, lo que se dice una tarde que, prorateando a precio FEB y vista la experiencia del CES, me podría haber salido por más de 100 euros si se hubiera hecho a través de la FEB.


El trabajo en pista de los chicos estaba distribuido en estaciones, una en cada una de las seis canastas del Pabellón Municipal de San Javier, de forma en cada una de ellas se trabajaba un aspecto concreto. En la tarde de ayer Juan Víctor Lorente y Javier Aguilar trabajaban situaciones de pick&roll en 3x3, en otra canasta Domingo Hernández trabajaba aspectos de técnica individual como el bote alto para rebasar en el 1x1, en otra estación se hacía pase y tiro, etc.

Tras la sesión en pista nueva charla informal junto a una cerveza en el bar de las instalaciones del Polideportivo Municipal de San Javier. Pude aprovechar entonces para echar un vistazo al libro táctico del campus, muy bien editado y cuidado, donde se detallaba bastante bien y con profusión de gráficos el trabajo previsto para cada uno de los días de campus con cada uno de los grupos.

Por la noche tocaba un par de partidos. Los más mayores descansaron esta vez, y el resto disputaron un par de partidos para poder foguearse y disfrutar con lo que al final más le gusta a todo jugador de baloncesto, que no es otra cosa que jugar en 5x5 con competición.

En definitiva, una tarde muy interesante disfrutando de baloncesto con gente del baloncesto. Y gratis, además.

1 ago. 2010

Últimos días en el CES 2010

Les hice la última entrada la tarde del pasado martes, último rato libre antes de la recta final del curso. Ahora escribo ya desde casa, intentando recuperarme de la paliza de curso y de las 9 horas de coche de regreso.

En los últimos días de clases, ya dentro del bloque de dirección, recibimos en el CES la visita de Gavaldá, presidente de la AEEB, que nos dio una charla sobre asociacionismo, derechos básicos del entrenador, la profesionalidad y el entrenador "voluntario" (el 72% de los entrenadores de baloncesto del mundo son "voluntarios", que no cobran nada o casi nada, vamos) y nos habló también de las excelencias de los cursos, másters y prácticas que organiza la FEB y la AEEB.

Ángel Palmi nos habló de lo que ellos llaman método FEB y que yo aún estoy dándole vueltas a ver si pillo qué es exactamente, porque la charla de Palmi no me aclaró gran cosa más allá de hacer un seguimiento de muchos chavales por abajo, y de cuidar bastante los detalles y meter pasta por arriba (cuestiones como llevar un nutricionista con la selección absoluta para que controle todos los detalles de la alimentación).

Las charlas de J. I. Hernández, seleccionador senior femenino, no subieron mucho el listón, en tanto que nos ametralló (habla muy rápido) buena parte de los apuntes del libro de Nivel 2, apartado Dirección.

Bastante mejor estuvo la charla de Antonio Escribano, nutricionista y catedrático de Fisiología de la Universidad de Sevilla, quien nos explicó muy amenamente algunas cuestiones básicas de la alimentación del deportista. De ahí se podían sacar muchas ideas perfectamente válidas para aplicar a nuestros deportistas, tales como que para recuperar rápido es importante llevarse una pieza de fruta para comérsela justo después del partido, el momento ideal es durante los estiramientos postpartido, y que la cena (o comida) hay que hacerla antes de dos horas tras el partido. También es importante la velocidad de absorción de los nutrientes, ya que una cosa en formato 'papilla' se asimila mucho más rápido que unos espaguetti mal masticados. Esa es otra cuestión importante, es fundamental masticar muy bien los alimentos. La comida más importante antes de un partido no es la justo anterior, sino la de la noche antes. Ni que decir tiene la importancia de tener el peso adecuado para la práctica deportiva, pues cada kilo de más se multiplica a su vez por 6,5 al realizar cada salto, con lo que se puede estar levantando una tonelada de más por sesión o partido simplemente con ese sobrepeso de un kilo.

Sin duda, la conferencia con más aceptación de este tramo final fueron las dos que impartió Jauma Ponsarnau sobre dinámicas de grupos. Un excelente comunicador. No es que dijera nada que pusiera patas abajo las teorías más asentadas en el baloncesto, pero lo que dijo lo dijo de un modo super agradable para el castigado oyente que tenía delante después de casi dos semanas de charlas y charlas. Nos habló sobre la gestión de grupos y asignación de roles, lograr la cohesión de grupo en un equipo, buscar la implicación de todos y sobre la gestión de determinados momentos clave. Su segunda charla versaba sobre el desarrollo tecnológico del entrenador. Aunque nos mostró unas interesantes hojas excell con las que realiza análisis estadístico de datos a partir de las estadísticas ACB y nos habló del scouting y su metodología, quizá la idea más curiosa que nos transmitió es que la mejor tecnología que tenemos a nuestra disposición es la pizarra Vileda, con la que es muy fácil planificar los microciclos y modificarlos a voluntad, y que también nos vale para complementar el scouting, simplemente proyectando el video sobre ella y dibujando en la pizarra con el rotulador cuando queramos remarcarle algún detalle o movimiento al jugador.

Por la tarde, y tras la exposición de los grupos finalistas del trabajo profesional en grupo, nos proyectaron un video sobre el curso (donde tengo mis 5 segundos de gloria) en el que al final aparecían todos los ponentes invitados de este año, lo que sirvió para hacer una improvisada valoración en forma de aplausos, silencios, abucheos e incluso ovaciones, que alguna hubo. Recuerdo que las ovaciones se las llevaron Ponsarnau y Fisac, aplausos importantes para Nacho Coque, Miguel Ángel Pérez Nitz, Antonio Escribano (nutricionista) y Patricia Ramírez (psicóloga) y alguno también para Jenaro Díaz y Vidorreta. Los silencios se los repartieron Paco Olmos, Abós, Cuadrat y Palmi, recibiendo tímidos abucheos Paco García, Mario Pesquera y Gavaldá, que fueron algo a más con Aranzana (parece que no fui el único al que no le gustó que se dedicara directamente a leer un fichero word proyectado en el cañón). En 2 minutos se quedó hecha la evaluación del curso así como el que no quiere la cosa.

Después de eso sólo nos quedaban las repescas (a las que tuve la suerte de no tener que asistir), el examen final de dirección, casi un trámite pues con los puntos acumulados hasta entonces la suerte ya estaba echada, y las finales de los trabajos en grupo y el partido final entre los dos grupos ganadores. Simulábamos selecciones, a nuestro grupo nos tocó Serbia, y los grupos ganadores ganaban una mejora en la nota final y la posibilidad de preparar un partido real con los chavales que nos ayudaron en las sesiones en pista. Tras unas risas en el partido, que por cierto ganó el que representaba a Serbia (los de mi clase), nos dieron unos diplomas de participación, nos fuimos despidiendo, comimos algo y nos volvimos, al fin, a casa, no sin anches chuparnos 9 horas de coche para llegar a casa a eso de las 12.

Ahora, y a falta de la nota oficial, se supone que paso a ser Entrenador Superior en Prácticas durante el próximo año.

En definitiva, una experiencia inolvidable. Mucho aprendizaje pero unos días agotadores. Me dejo en el tintero anécdotas y detalles varios que quiero ir contando poco a poco mientras sobrellevamos la canícula murciana.